OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Teatro cubano es admirado por destacado director alemán

Foto: Yahily Hernández Porto
Después del estreno de la obra Nostalgia Cuba, texto escénico complejo por las muy variadas subtramas presentes en su narración, pero que con notable maestría se imbrican coherentemente en una debeladora historia «germano-cubana», Arne Retzlaff,  director del  Teatro Meridian con sede en  Dresde,  dijo a la prensa sentirse impactado y sorprendido por el público que llena los teatros cubanos.
En el lobby del Teatro agramontino José Luis Tassende, el señor Retzlaff confirmó: «Esa masiva asistencia evidencia el gusto y respeto del cubano por su teatro y artistas. El público cubano —reconoció— es capaz de reír y llorar en sus teatros, pero luego en gesto de agradecimiento aplaude desmedidamente a sus artistas, lo que evidencia —reiteró— el respeto por la obra, los artistas y el teatro».
Argumentó que durante el intercambio cultural palpó a un público muy abierto ante sus problemáticas sociales y muy educado culturalmente. «Todo ello permite que el teatro permanezca a la altura del momento que vive, hecho que beneficia a la obra expuesta y a la comunicación con su público», acentuó.
Expresó que tuvo oportunidad de impartir una conferencia a jóvenes artistas cubanos, lo cual también le permitió admirar la calidad profesional de los jóvenes en formación. «He encontrado una educación cubana de buena calidad y un interés de los jóvenes por conocer más sobre el teatro. Esto es muy interesante, porque no ocurre así en otras regiones del mundo, donde las tecnologías llevan la delantera», acentuó.
Declaró que pudo palpar la calidad humana y profesional de los artistas cubanos y que su visita el pasado año a la Isla le permitió además «beber» en las más de 20 obras disfrutadas esa calidad que eleva al teatro cubano y lo asegura en el futuro, a pesar de sus carencias materiales: «esta realidad es admirable», aseguró.
Agregó que también le pareció muy buena la calidad de los autores cubanos, quienes son capaces de introducirse en las contradicciones de su sociedad y llevarlas luego en reflexión al teatro, «eso también es extraordinario», reiteró.

 

 



Yahily Hernández Porto

Periodista, corresponsal de Juventud Rebelde.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


7 − = cuatro