DSC_0002163

Por amor al arte

Foto: Pérez-Castro

La noticia del recorte presupuestario de un 59,3 % se hizo pública a la vez que se volvió oficial, por parte de los jóvenes de la filial camagüeyana de la Asociación Hermanos Saíz (AHS), la voluntad de superar las restricciones monetarias.

No se trata de un impulso romántico que divorcia el arte de las indispensables finanzas, sino más bien de disposición creativa, de impedir que un presupuesto, sin dudas limitado, se convierta en comodín perpetuo para justificar posibles faltas en el quehacer de la Asociación.

Tampoco se habla de obrar magia imposible, ni de “haremos más con menos”, frase que por vilipendiada produce ya guerrillas semiológicas. La realidad del contar con 2 millones 324 mil 644 pesos menos, afectará la programación, tanto de la AHS como de la Casa del Joven Creador, la cual incluye además el Café Literario La Comarca, los eventos y jornadas, los proyectos socioculturales Golpe a Golpe, Cine en los Barrios y la Brigada de Jóvenes Creadores, así como la Terraza Arte Joven.

El Balcón de las Artes y el Café Literario resultan los más afectados: el primero porque sus actividades dependen del alquiler de equipos de audio; y el segundo, porque sus habituales peñas literarias requieren del pago a los autores, y hoy no hay capital para ello. Ante tan complejo escenario, el compromiso con la profesión se impone y cada día crece la lista de creadores que mantendrán sus espacios de forma gratuita.

Para este 2016, año en el que la organización cumple su 30 aniversario, la AHS en Camagüey, proyectaba el nacimiento del Centro Cultural Juventudes y la Productora Audiovisual Luz Joven. Ahora, estos alumbramientos deberán aguardar por tiempos de mayor holgura económica.

En cambio, no todo se aplaza y sí surgen hijos nuevos al amparo de la Asociación. Tal es el caso del I Encuentro sobre Cultura Audiovisual y Tecnologías Digitales en Cuba, una iniciativa del crítico de ciney Miembro de Honor de la AHS Juan Antonio García Borrero, evento que se materializó durante los paados días 11 y 12 de febrero en el Callejón de los Milagros, ubicado en el centro histórico de esta ciudad.

Así, con unos 886 pesos mensuales por área de trabajo, la AHS de Camagüey sacará adelante su programación de lunes a domingo. ¿Con una producción menos ambiciosa?, tal vez; ¿con menor despliegue tecnológico?, quizás; pero con iguales (si no mayores) deseos de mantener bien alta la bandera del arte joven de la provincia, y borrar con ella los malos augurios que trae este año bisiesto.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


− cinco = 4