new

Luis Barbería: lujo y descarga en domingo

Foto: Reynaldo Rodríguez

El domingo, piensan muchos, es el día más aburrido de la semana. Día inamovible, plomizo, donde poca gente se aventura a salir y trasladarse hacia algún lugar. Día de silencio y cocina. Pero este aburrimiento domiguero no es algo privativo de Camagüey, ciudad de puertas cerradas por tadición de siglos: sucede lo mismo en París, El Cairo, Madrid, Shangai o Buenos Aires. Algo al respecto recuerdo haber leído hace varios años en Alejo Carpentier y César Vallejo.

Pero quenes se aventuraron a llegarse hasta la Terraza de Arte Joven de la Casa del Joven Creador de Camagüey, tuvieron la suerte de disfrutar de un domingo distinto, de un rato donde la buena música, la simpatía y la creación de altos quilates movieron el tiempo hacia un estar agradecible.

Lo sucedido en la terraza, hoy domingo 17 de abril en la tarde, es una de esas cosas que suelen acontecer en la sede de la Asociación Hermanos Saíz camagüeyana, donde repentinamente la magia se hace realidad, la quietud se transforma en movimiento y surge de no se sabe dónde ni por qué bendiciones, la mejor de las artes, que llega desinteresadamente a cuantos se acercan.

Y digo todo esto, porque así ha sucedido una vez más en este espacio dispuesto para la creación: Luis Barbería nos ofreció un concierto memorable.

Dicho así de repente, tal vez alguien no se percate de quién es Luis Barbería, acostumbrados como estamos la mayoría a disfrutar de la buena música sin andar preguntando demasiado por quienes la hacen posible.

Cantor surgido de las ganas más recónditas del alma, este mulato de voz increíble capaz de sorprender al público que lo escucha, inició su andar por la música nacional desde el ya lejano año 1989, como integrante de un proyecto con nombre matemático: 13 y 8. Varios años después, en 1995, se unió al proyecto Habana Oculta, pensado en Cuba, y al cual el mismo Barbería define como antecedente directo del muy conocido y seguido Habana Abierta, fundado por músicos cubanos en España en 1996.

Barbería es uno de esos músicos que, sin haber salido de ningún conservatorio, son capaces de electrizarnos con su arte. “No soy un trovador al uso (me explica); soy más un músico que hace canciones. Con la trova me emparentan la guitarra y el cuidado que siempre procuro tener con los textos”.

Acompañado por solo tres vocalistas, Barbería desplegó ante quienes asistimos al concierto, una clase magistral de buenos textos, armonía inteligente y un muy cuidadoso trabajo vocal, donde su propia interpretación como solista fue capaz de trasnformarlo en instrumento de percusión, contrabajo y vientos; donde no se echó de menos nada y sí hubo mucho de perfecto, a pesar de las infaltables contingencias tecnológicas.

Invitado especial de la Oficina del Historiador de la Ciudad de Camagüey (OHCC), no se contentó con el concierto ofrecido ayer en la noche en la Plaza del Carmen de esta ciudad, al cual calificó de excelente, e insistió en brindar una tarde de descarga en la AHS, acompañado por sus músicos. “No tengo una fórmula para componer, -asegura-. Me siento y la música viene. Puede ser un guaguancó o un funky, y después estas canciones gustan”.

Nos brinda la primicia de que durante el próximo mes de julio emprenderá una gira nacional, que incluirá la ciudad de Camagüey, donde estará varios días. Durante esta gira, Luis Barbería promocionará su disco titulado A Full, con el cual obtuviera el Premio Cubadisco 2015 y más recientemente el Premio Cuerdaviva 2016.



Pérez-Castro

Escritora, narradora, ensayista, guionista radial. Miembro de la UNEAC. Miembro de Honor de la Asociación Hermanos Saíz (AHS).


2 thoughts on “Luis Barbería: lujo y descarga en domingo

  1. Anabel

    Fui testigo presencial de este maravilloso concierto que nos ofreció Luis Barberia y sus escepcionales musicos. Es verdad que esta tarde de domingo fue inolvidable, al menos para mi, que me fue muy placentero escuchar musica de la buena e intercambiar con estos muchachos que hacen magia con su voz, es increible el talento artistico que podemos degustar al oir su musica. Quede estupefacta al ver y escuchar todo lo que puede hacer Lius vocalmente, simplemente genial. Gracias a la vida por permitirme vivir momentos memorables como este. Les deseo muchos exitos a estos excelentes musicos y que se repita la visita a nuestra Terraza Arte Joven donde siempre se puede disfrutar del buen arte.

    Responder
  2. Armando Ronquillo

    Una exelente demostracion de talento y maestria musical fue este recital que pudimos disfrutar los camagueyanos. Gracias

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


9 × seis =